Crónica Aragón.

Crónica Aragón.

Gobierno confirma aumenta del 5,12% en peajes de la AP-68 para 2024.

Gobierno confirma aumenta del 5,12% en peajes de la AP-68 para 2024.

El Ministerio de Transportes y Movilidad Sostenible (Mitma) ha anunciado que a partir del 1 de enero de 2024, los peajes de las autopistas de titularidad estatal bajo concesión administrativa sufrirán un aumento del 5% al 6,65%. Esta actualización de las tarifas afectará a las autopistas AP-51, AP-61, AP-6, AP-53, AP-66, AP-7 Alicante-Cartagena, AP-7 Málaga-Guadiaro, AP-68 y AP-71, AP-9 y AP-46, y ha sido aprobada a través de una orden ministerial propuesta por la Delegación del Gobierno en las Sociedades Concesionarias de Autopistas Nacionales de Peaje.

En detalle, el incremento tarifario para el año 2024 se sitúa en un 6,65% para las autopistas AP-46 y AP-7 Alicante-Cartagena; un 6,55% para la AP-9; un 5,12% para la AP-68; un 5,07% para la AP-6, AP-51, AP-61, AP-53, AP-71 y AP-7 Málaga-Guadiaro, y un 5% para la AP-66.

El Ministerio ha aclarado que, en caso de no existir las subvenciones actuales, los incrementos serían aún mayores, situándose entre un 8% y un 10,5%.

Según el departamento, esta medida ha permitido a los usuarios ahorrar más de 33 millones de euros en 2023, y se estima que la subvención pública para 2024 alcanzará los 30 millones de euros.

La argumentación del organismo señala que la autorización del incremento tarifario se debe principalmente al crecimiento del índice de precios al consumo, tal como establece la Ley 14/2000, y a las medidas extraordinarias y temporales adoptadas a finales de 2022 para limitar el aumento de los peajes al 4% en 2023.

Además, se destaca que se habilitó una subvención el año pasado para mitigar los efectos de la alta inflación, ya que se debería haber aplicado un aumento del 8,4% al 9,5%. Esta subvención deberá eliminarse a fines de 2026, distribuyendo su impacto gradualmente en un período de tres años y asignando los fondos necesarios en los presupuestos correspondientes.

El ministerio ha asegurado que el aumento de las tarifas es acumulativo, por lo que es necesario repercutir nuevamente al usuario la diferencia no abonada en 2023. Sin embargo, se realizará de manera progresiva para que pueda ser asumida en mejores condiciones por los ciudadanos.

Por otra parte, el Gobierno ha decidido no aumentar los peajes en las autopistas gestionadas por SEITT, que fueron revertidas al Estado debido a problemas financieros. Estas tarifas no han sido incrementadas desde 2019, cuando se redujeron en promedio un 30%.

En cuanto a las subvenciones a los peajes para reducir los costos de los usuarios que utilizan estas vías de manera frecuente, el ministerio ha mencionado ejemplos como la AP-71, AP-46, AP-6, AP-7 Málaga-Guadiaro y AP-7 Alicante-Cartagena, donde se han establecido descuentos por frecuencia o tarifas reducidas en distintos horarios desde su puesta en funcionamiento.

Adicionalmente, se ha mencionado el incremento de bonificaciones en la AP-9 a partir de 2024, junto con nuevas bonificaciones planificadas para la AP-53. El Gobierno destaca que algunas de estas bonificaciones han sido acordadas con los gobiernos autonómicos, que contribuyen económicamente a la implementación de estas medidas.