Crónica Aragón.

Crónica Aragón.

El CITA inicia pruebas de extracción de aceites esenciales de plantas aromáticas en proyecto CARUSO.

El CITA inicia pruebas de extracción de aceites esenciales de plantas aromáticas en proyecto CARUSO.

El Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria de Aragón (CITA) ha iniciado el proceso de extracción de aceites esenciales e hidrolatos de plantas aromático-medicinales (PAM) en la región mediterránea. En este caso, las especies seleccionadas son el romero (Salvia rosmarinus) y la melisa (Melissa officinalis). Estos productos serán analizados por investigadores de la Universidad de Zaragoza para su posible utilización en formulaciones cosméticas que beneficien la microbiota de la piel.

El proyecto en el que se enmarca esta iniciativa se llama 'Cooperación y transferencia para valorizar los recursos naturales y aguas termales del territorio POCTEFA: desarrollo de productos cosméticos para mejorar la microbiota de la piel (CARUSO)'. En él participan seis entidades españolas y francesas, según ha informado el Gobierno de Aragón.

La cantidad de aceite esencial presente en las PAM suele ser baja, por lo que el equipo de investigación del CITA, liderado por Juliana Navarro, está trabajando en la investigación con extractos para maximizar el uso de estas plantas.

Los extractos vegetales son concentrados con los principios activos de las plantas y pueden tener diversas consistencias, ya sea líquida, sólida o viscosa. La extracción se puede realizar a partir de plantas frescas, secas, semi secas o fermentadas.

Entre los métodos más utilizados para obtener aceites esenciales se encuentra la destilación, que permite eliminar parcial o totalmente el líquido extractivo. También se emplean técnicas de secado y extracción por solventes, este último método es el más común y permite obtener productos vegetales más complejos.

Además, el uso de hidrolatos, considerado antes como un subproducto, resulta interesante por su contenido en compuestos presentes en los aceites esenciales, fomentando la economía circular y un mejor retorno económico para la industria.

El proyecto CARUSO, cofinanciado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) en un 65 por ciento, tiene como objetivo destacar el potencial de los recursos naturales del territorio POCTEFA para la creación de productos cosméticos y de cuidado personal.