Crónica Aragón.

Crónica Aragón.

Chueca se une a la Declaración de Bruselas y se compromete a promover liderazgo en sostenibilidad en la ciudad

Chueca se une a la Declaración de Bruselas y se compromete a promover liderazgo en sostenibilidad en la ciudad

Zaragoza y Barcelona han sido las únicas dos ciudades españolas en asistir a este foro.

ZARAGOZA, 24 Ene. - La alcaldesa de Zaragoza, Natalia Chueca, ha suscrito este miércoles, junto a representantes de las principales ciudades de Europa, la Declaración de Bruselas, donde ha destacado el compromiso de la capital aragonesa como "líder" en captación de fondos europeos y políticas de sostenibilidad ambiental.

La Declaración de Bruselas es un manifiesto conjunto para recordar la importancia de los grandes municipios como socios e impulsores de los objetivos europeos y abogar por una fuerte dimensión urbana en la próxima programación de políticas comunitarias, ha informado el Ayuntamiento.

La firma de la Declaración de Bruselas ha estado precedida de un foro de ciudades celebrado en la capital belga, con la asistencia de 41 municipios, con Zaragoza y Barcelona como única representación española y Chueca como la única alcaldesa en intervenir "con voz propia".

En una mesa redonda, Natalia Chueca ha debatido sobre la agenda urbana europea junto los alcaldes de Gante, Matías de Clercq; de Róterdam, Ahmed Aboutaleb; de Estrasburgo, Jeanne Barseghian; y de Tallin, Mihhail Kõlvart.

Zaragoza es la segunda ciudad española, solo por detrás de Madrid, en captación de fondos europeos, con 114 millones de euros destinados a proyectos alineados con los objetivos comunitarios. "Este logro subraya el enfoque proactivo y la visión estratégica de nuestra ciudad para aprovechar las iniciativas de la Unión Europea", ha señalado la alcaldesa.

Chueca ha destacado además el compromiso de Zaragoza con la sostenibilidad ambiental, lo que ha posicionado a la capital aragonesa como una de las ciudades de referencia dentro de la Misión de la Unión Europea para Ciudades Inteligentes y Neutrales Climáticamente.

"Nuestro ambicioso objetivo es reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en un 80% para 2030, lo que significa evitar 1,47 millones de toneladas de CO2 al año. El Acuerdo Climático de la Ciudad de Zaragoza se basa en una base sólida de sostenibilidad, moldeada por planificación estratégica, proyectos innovadores y planes urbanos integrales. Estos esfuerzos son cruciales para lograr nuestros objetivos ambientales", ha explicado.

Para promover este compromiso con la neutralidad climática, Zaragoza ha desarrollado un Plan de Acción centrado en cinco pilares clave: Implementación de proyectos de ciudades inteligentes, Avance de la movilidad sostenible e inteligente, Mejora de la eficiencia e integración de energías renovables, Promoción de la economía circular y Utilización de soluciones basadas en el agua y la naturaleza.

Así, la capital aragonesa se sitúa en un "rol de vanguardia" en la transición energética de las grandes ciudades, hacia un modelo urbano más respetuoso con el medio ambiente, que mejora la calidad de vida de las personas y que es capaz de atraer inversiones y talento para impulsar las políticas innovadoras necesarias para avanzar en este camino.

Algunos ejemplos son las medidas para electrificar el transporte público, cumplir con las directivas europeas en materia de descarbonización, impulsar la rehabilitación energética de viviendas, o mejorar la red de saneamiento y los procesos de gestión de residuos.