Crónica Aragón.

Crónica Aragón.

Samper cuestiona la protesta agraria ante las Cortes de Aragón, pero acepta dialogar con todas las partes.

Samper cuestiona la protesta agraria ante las Cortes de Aragón, pero acepta dialogar con todas las partes.

ZARAGOZA, 4 Mar.

El consejero de Agricultura, Ganadería y Alimentación del Gobierno de Aragón, Ángel Samper, ha expresado que no es "razonable" lo ocurrido el pasado viernes frente a las Cortes de Aragón, cuando centenares de agricultores espontáneos bloquearon el puente de acceso y protagonizaron enfrentamientos con la unidad de Intervención de la Policía Nacional. No obstante, ha asegurado que tiene "las puertas abiertas a todos el mundo".

Samper ha lamentado los hechos acaecidos en el exterior de La Aljafería, mientras en el interior tenía lugar una sesión plenaria. "No podemos permitir lo que ocurrió, no es razonable", ha pronunciado, a lo que ha argumentado que la sociedad "entiende" las protestas de los profesionales del sector primario, pero sucesos como esos tendrán el efecto contrario.

"No nos pasemos de la raya, hay que llevar la razón del problema, que es muy grave, pero no por el camino de la conflictividad", ha recomendado el consejero autonómico.

En este sentido, Ángel Samper ha desmentido que hubiese acordado recibir a los agricultores concentrados frente al Parlamento autonómico. "Nadie me comunicó que me querían entregar un comunicado", ha recalcado.

"Tengo las puertas abiertas a todo el mundo, pero con el orden establecido y dentro de la institucionalidad, como no puede ser de otra manera", ha afirmado. Ha apostillado que está en la naturaleza de su cargo como consejero "atender y escuchar a todos", aunque la legitimidad "la tiene quien la tiene", ha agregado, en referencia a las organizaciones agrarias, a las que atendió el pasado 8 de febrero a las en las puertas del Departamento, pidiendo reducir la burocracia de la UE y mayor control de los productos extracomunitarios que provienen de terceros países.

Samper ha aclarado que el Departamento de Agricultura, Ganadería y Alimentación cuenta con un plan de acción para atender las reivindicaciones del campo, "pero hay muy pocas medidas que nosotros podamos tomar", ya que, según ha explicado, el mayor margen de maniobra corresponde al Ministerio y a la Unión Europea.

En este sentido, ha criticado el Pacto Verde Europeo y sus consecuencias en la PAC, a la que han gravado en obligaciones y "robado la cartera", porque se "cobra mucho menos exigiendo mucho más". El agricultor "está cansado", por lo que desde el Departamento de Agricultura, Ganadería y Alimentación se trabajará de manera coordinada con otras comunidades autónomas y el Ministerio, ha tranquilizado.

Además, ha destacado que "desde el minuto uno" aconsejó a las direcciones generales de su Departamento hacer todo lo posible para "hacer la vida más fácil al agricultor y al ganadero", cumpliendo la ley.