Crónica Aragón.

Crónica Aragón.

"A pesar de controversia, Zaragoza honra a la Tía Rona con una calle y la distinción de 'Ciudadana Ejemplar'"

Un total de 200 personas han rendido un emocionante homenaje en el Ayuntamiento de Zaragoza a Pilar Clavería, más conocida como la Tía Rona, en el Día de la Cultura Gitana, que se conmemora el 12 de enero, y, además, la homenajeada tendrá una calle o espacio público a su nombre en la ciudad y será 'Zaragozana Ejemplar'.

Así lo han expresado este martes la alcaldesa de Zaragoza, Natalia Chueca; la consejera municipal de Políticas Sociales, Marian Orós; la presidenta de la Asociación de Mujeres Gitanas Kamira y vicepresidenta segunda del Consejo estatal del Pueblo Gitano, Carmen Santiago; el director del Instituto de Cultura Gitana del Ministerio de Cultura, Diego Luis Fernández; la directora general de la Fundación Secretariado Gitano, Sara Giménez; el presidente de la Unión del Pueblo Romaní, Juan de Dios Ramírez; y la hija de la homenajeada, Carmen Clavería, en el salón de recepciones del Ayuntamiento.

Chueca ha indicado que ha sido uno de los homenajes "más bonitos y sentidos" de los que ha participado y presenciado desde que es alcaldesa de la ciudad. "Desde el cielo, Pilar estará sonriendo al ver que ha dejado una huella imborrable con su trayectoria", ha enfatizado.

La alcaldesa ha señalado que aunque no ha conocido mucho a la Tía Rona sabe por su familia, amigos y conocidos que "es una persona excepcional" que representa a los zaragozanos debido "a la fuerza y el valor" que ha tenido para defender los derechos del pueblo gitano.

"Nos sentimos muy orgullosos del legado de Pilar Clavería y es una persona, mujer y gitana excepcional capaz de criar a 10 hijos y abrir su casa para ayudar a todos los que lo necesitaban", ha ensalzado.

Por ello, ha anunciado que la homenajeada tendrá una calle o espacio público en Zaragoza con su nombre además de otorgarle el título de 'Zaragozana Ejemplar' a título póstumo.

"Es de justicia, y estarán de acuerdo mis compañeros de corporación, en que le otorgaremos desde el Ayuntamiento de Zaragoza el título de 'Zaragozana Ejemplar' a título póstumo, más que merecido", ha adelantado.

De su trayectoria, ha destacado que ha sido la primera mujer que llegó a dirigir una asociación gitana, en concreto, la Asociación de Promoción Gitana de Zaragoza y, posteriormente, presidenta de la Federación Nacional de Mujeres Gitanas KAMIRA, de 1999 a 2005.

Sobre sus reconocimiento, ha resaltado que la Tía Rona ha conseguido la Gran Cruz de Oro de la Orden Civil de la Solidaridad Social y la Medalla al Mérito del Gobierno de Aragón como reconocimientos a su intensa labor social.

"Un legado que muestra a la perfección lo que significa la cultura gitana en Zaragoza y que hoy celebra su Día. Además, hay que valorar la contribución artística de muchos hombres y mujeres que eligieron Zaragoza para vivir y lucharon contra prejuicios", ha aseverado.

Por su parte, la consejera municipal de Políticas Sociales, Marian Orós, ha señalado que este año el Gobierno de Zaragoza ha decidido conmemorar el Día de la Cultura Gitana con este homenaje a Pilar Clavería en lugar de hacer talleres y conciertos. Orós ha descrito a la Tía Rona como una mujer que tenía "liderazgo y empatía" y que "puso encima de la mesa" los derechos del pueblo gitano.

"Pilar se sentía aragonesa y mañica. Era capaz de llevar por toda España la cultura gitana y el carácter aragonés", ha manifestado Orós, que ha indicado que ha dado visibilidad al pueblo gitano en toda España.

De su lado, la presidenta de la Asociación de Mujeres Gitanas Kamira y vicepresidenta segunda del Consejo estatal del Pueblo Gitano, Carmen Santiago, ha comenzado su intervención emocionada recordando cómo conoció a Pilar Clavería.

En este sentido, ha rememorado los años de "estrecha relación" que han tenido y las "ilusiones, fatigas y risas" que han compartido. "Pilar era una luchadora incansable de los derechos del pueblo gitano y recuerdo sus palabras porque me la han repetido muchas veces", ha apuntado.

Santiago ha dicho que la homenajeada "soñaba que los gitanas tuvieran una casa y un trabajo digno" y que estudiaran en la escuela. "Era una revolucionaria, rompió techos de cristal y consiguió muchas viviendas para los gitanos", ha asegurado.

El director del Instituto de Cultura Gitana del Ministerio de Cultura, Diego Luis Fernández, ha agradecido al Ayuntamiento de Zaragoza que ponga el nombre a una calle o espacio público a la Tía Rona. "Seguro que será una calle o un centro público importante y vendremos a inaugurar ese sitio", ha añadido.

Sobre Pilar Clavería, ha subrayado que la primera vez que la ve es para hablar sobre "la necesidad de reinterpretar la Constitución española" para luchar contra el racismo y la necesidad de que los gitanos "tuvieran viviendas y las mujeres pudieran tener el carnet de conducir".

"Tuvimos una larga conversación en la que llegamos a la conclusión de que era compatible y necesario. No había ninguna discrepancia porque eran los dos pilares que piden los gitanos al Estado", ha agregado.

La directora general de la Fundación Secretariado Gitano, Sara Giménez, conoce a Pilar "desde que era pequeña e íbamos al mercado" y ha considerado que es "producto de la Tía Rona" debido a que ha sido "una estrella" que la guiado en su camino.

"Ella siempre entendió que las mujeres teníamos que alcanzar cuotas de poder a través de la formación. Gracias a ella yo estudie Derecho en Zaragoza y en el tercer curso de la carrera me llevó al Congreso de los Diputados para defender los derechos de los vendedores ambulantes", ha asentado emocionada.

La última conversación con la Tía Rona, según ha precisado Giménez, "a dos días de su fallecimiento" le dice que el Gobierno de España tendría que tener ministros gitanos. "Era muy inteligente aunque no tenía muchos estudios".

El presidente de la Unión del Pueblo Romaní, Juan de Dios Ramírez, ha especificado que en 1425 el pueblo gitano accede a la Península a través de Aragón.

Juan de Dios Ramírez ha destacado su liderazgo en 1988 contra la erradicación del chabolismo y el desmantelamiento del barrio con mayor índice de exclusión social de todo Aragón, conocido como La Quinta Julieta.

Además, ha añadido que compartía con ella que "la mejor arma para luchar es contra el racismo es la educación". En este sentido, ha remarcado que consiguieron traer al Defensor del Pueblo de España para comprobar de primera mano la situación de los gitanos en Zaragoza.

La hija de la homenajeada, Carmen Clavería, ha señalado que a su madre la han conocido como "la mañica valiente" y que le han enseñado "a luchar, creer y amar" la obra del pueblo gitano. "Ella lo hacía con amor, pasión y sin esperar nada a cambio", ha aseverado.

Clavería se ha dirigido a los asistentes para decirles que su madre les "tenía gran admiración" debido a que "sabía que