• martes 29 de noviembre del 2022
728 x 90

Una placa recuerda, 43 años después a los 79 muertos del atentado contra Hotel Corona de Aragón de Zaragoza

img

Azcón no aceptará que el relato de la historia lo cambie absolutamente nadie y solicita aislar a quienes no se desmarcan de terroristas

ZARAGOZA, 12 Jul.

Una placa alargada puesta en la acera de la avenida César Augusto 13 de Zaragoza recuerda, 43 años después, a los cuando menos 79 muertos y mucho más de cien heridos del atentado terrorista contra el Hotel Corona de Aragón.

Este martes, 12 de julio se memora el aniversario de ese atentando de 1979, en el que desde las 08.15 horas un incendio se extendió por todo el hotel y hasta la azotea.

El Ayuntamiento de Zaragoza ha ordenado un acto de homenaje a todas y cada una esas victimas con la colocación de la placa en su memoria, sobre la que se ha depositado un centro de rosas blancas frente a la atenta mirada de sobrevivientes y familiares de víctimas de ese atentado.

El acto estuvo encabezado por el alcalde de Zaragoza, Jorge Azcón, al lado de la concejal encargada para las Víctimas de Terrorismo, Patricia Cavero, la presidenta de la Asociación de Victimas del Hotel Corona de Aragón, Gracia Roca.

En su intervención, el alcalde ha subrayado que el "deber" de las instituciones es "rememorar" a las víctimas por el hecho de que "lo que aquí ocurrió, ciertamente, fue un atentado" y "ordena" a todas y cada una de las gestiones públicas a realizar el cometido, "que es un deber", de eludir que se olvide lo sucedido y preservar la memoria de las víctimas recordando a las novedosas generaciones el "mal y sacrificio" que ha acompañado a lo largo de décadas a la consolidación del "joven" sistema democrático.

Azcón ha recordado que este 12 de julio se cumple el 25 aniversario del asesinato del concejal del PP de Ermua (Guipúzcoa), Miguel Ángel Blanco, y ha subrayado que lo que ocurrió en el Hotel Corona de Aragón "asimismo es historia de España y los jóvenes de España y Zaragoza deben saberlo y vamos a hacer pues sepan qué ocurrió".

Con esta placa, indicó, se da un paso para sostener vivo el recuerdo del 12 de julio de 1979 en el momento en que el hotel, que se encontraba lleno, empezó a arder. "El fuego lo cambio todo en unos minutos", ha resumido.

Cuando se charla de terrorismo, ha añadido Azcón, el "deber" es "eludir" que el tiempo "lleve a cabo borroso" lo que aquí sucedió y "disponemos la obligación de proteger la memoria, dignidad, justicia y verdad de las víctimas y para esto "toda la sociedad debe tener un papel activo".

A su parecer, hay que continuar caminando y rememorar todos y cada uno de los días aplicados a las víctimas del terrorismo y "bajar caminando de calle" con placas conmemorativas como esta o activar espacios en la webs municipales que recuerden los 11 puntos de la región en los que el terrorismo asesinó algún vecino o los que visitaban Zaragoza.

Azcón ha insistido en que hay que trabajar con los jóvenes a fin de que acepten como propia la narración de España que tiene "episodios negrísimos y que es una obligación rememorar".

Ha sido tajante en el momento en que ha manifestado: "hay que aislar políticamente a los que no se han desmarcado de los terroristas y también procuran manejar el relato de horror y sangre que hemos sufrido quienes defendemos la democracia y la Constitución".

En este contexto ha añadido: "O se está con las víctimas o con los verdugos y es incomprensible que ciertos tengan la aptitud de rememorar a las víctimas y al día después estar negociando con sus verdugo".

Las victimas del terrorismo siempre y en todo momento van a ser víctimas --ha recalcado-- y los verdugos siempre y en todo momento van a ser asesinos que actuaron ajeno de la ley y "han de ser castigados con toda la contundencia de la ley". "No vamos a tolerar que ese relato lo cambie absolutamente nadie y que la crónica de este país se escriba de otra manera".

Como alcalde de Zaragoza dijo que este Gobierno municipal PP-Cs siempre y en todo momento tuvo claro donde ha de estar y el papel el Ayuntamiento es "consolidar" la memoria de las víctimas del terrorismo y de ahí que se hizo una concejalía.

Ha confiado en que la placa reconforte a las familias y amigos de las víctimas y ha insistido en indicar que la localidad de Zaragoza "siempre y en todo momento" va a estar a la vera de las víctimas pues Zaragoza "no olvida este 12 de julio ni lo va a hacer jamás".

Previamente tomó la palabra la presidenta de la Asociación de las Víctimas del Hotel Corona de Aragón, Gracia Roca, quien tras agradecer la colocación de la placa ha lamentado que a lo largo de 43 años solo recibieron "portazos por doquier y prosiguen dando", pero a partir de perserverancia ha augurado que conseguirán "comprender la realidad".

En tono prácticamente irónico dijo: "No pienso que haya muchos cobardes que tengan tanto temor, alguno deberá escapar del armario y decir la realidad". Ha apuntado que se ha abierto otra investigación sobre este atentado y "no nos desean decir la realidad, la callada por contestación".

Esta viuda de entre los muertos en el incendio del Hotel Corona de Aragón ha lamentado que "hay víctimas de primera y tercera" para señalar que no hacen victimismo, sino son víctimas del terrorismo. "Deseamos entender la realidad como todos, pienso que es un deber. No nos pararán".

Ha tenido un recuerdo para los familiares de Miguel Ángel Blanco por el hecho de que tras la desaparición de su marido "el peor rato" de su historia, ha apuntado, fueron esas horas en las que "uno es imposible imaginar de qué manera probablemente halla tanta maldad para realizar similar barbaridad".

Gracia Roca ha complacido la actitud del Ayuntamiento de Zaragoza por el hecho de que es la "única" localidad que "siempre y en todo momento nos ha escuchado" y tuvo expresiones de gratitud para los precedentes alcaldes, Juan Alberto Belloch, y Pedro Santisteve.

La concejal encargada para las Víctimas del Terrorismo del Ayuntamiento de Zaragoza, Patricia Cavero, ha abierto el acto pidiendo un minuto de silencio y después ha subrayado que es un día particular pues se recuerda el atentado del Hotel Corona de Aragón.

Ha explicado que desde el Ayuntamiento se ponen placas conmemorativas en los espacios donde hubo atentados terroristas, al argumentar que "es requisito para no olvidar, a fin de que no se repita y para estar siempre y en todo momento apoyando a las víctimas del terrorismo".

Más información

Una placa recuerda, 43 años después a los 79 muertos del atentado contra Hotel Corona de Aragón de Zaragoza

Noticias de hoy más vistas