• miércoles 30 de noviembre del 2022
728 x 90

Un rebaño de quinientos de ovejas y centros de inseminación y recría para respaldar al ovino de Teruel

img

TERUEL, 12 Oct.

Casi doscientas hembras de rasa aragonesa, elegidas de la explotación de la finca El Chantre de la Diputación de Teruel, se ofrecieron en 2021 y 2022 para la reintroducción de ganado en las explotaciones turolenses perjudicadas por un brote de brucelosis y para la distribución entre ganaderos apasionados en la optimización genética de sus explotaciones.

La institución provincial ha reforzado estos 2 últimos años su acompañamiento al campo ovino, merced al rebaño de quinientos de ovejas y los centros de inseminación y recría con los que cuenta la DPT.

El servicio que presta la Diputación de Teruel desde la finca El Chantre al ovino es un enorme acompañamiento para un ámbito que atraviesa instantes bien difíciles, y lo realiza ofreciendo animales de más calidad, con mayor eficacia y de etnias autóctonas que son la base de la IGP del Ternasco de Aragón, de forma que tengan un producto mucho más competitivo en el mercado agroalimentario.

"Este acompañamiento expone el trabajo que se efectúa en El Chantre a favor de los ganaderos de la provincia, en un caso así del ovino", ha señalado el vicepresidente de la institución provincial,Alberto Izquierdo, a lo largo de una visita a la finca, acompañado por el diputado encargado de Agricultura y Ganadería, Antonio Pérez, y el jefe de los Servicios Agropecuarios, Fernando Guillén.

"De la optimización genética en el rebaño de El Chantre tienen la posibilidad de favorecerse todos y cada uno de los ganaderos de la provincia, en casos como el del brote de brucelosis, pero asimismo con la distribución de corderas que se efectúa en las diferentes ferias de la provincia", ha añadido Izquierdo.

En este sentido, el diputado Antonio Pérez ha recordado que el año pasado y este escogieron prácticamente 200 corderas de Rasa Aragonesa, aparte de las 140 que se destinan para reposición, de entre las nacidas en nuestro núcleo de selección de la Masía El Chantre, para su difusión entre los ganaderos solicitantes, ciertos damnificados por el brote de brucelosis, y asimismo otros apasionados, sabiendo que el año pasado no se festejaron subastas de ganado por la pandemia.

La explotación ovina, situada en la Masía El Chantre, está anotada en el Libro Genealógico de la Raza Rasa Aragonesa y tiene como propósito la obtención de machos y hembras elegidas, atendiendo a letras y números morfológicos --estándar racial-- y a criterios de optimización de la eficacia, basados en el aumento y optimización del índice de prolificidad, optimización de la aptitud maternal, retirada de ovejas improductivas. Sobre el rebaño se aplican programas experimentales de reproducción, manejo y nutrición, precisos para la consecución de los objetivos de optimización propuestos.

Este trabajo "optimización la genética de los animales, su prolificidad y repercute en la calidad de nuestras cabañas de ganado y es un enorme acompañamiento para los ganaderos de la provincia", ha señalado Pérez.

Además, asimismo hay un centro de recría o depósito de sementales, desde el que se propaga la optimización genética lograda en nuestro núcleo de selección de la Diputación Provincial de Teruel y, de igual manera, a través de la adquisición de otros reproductores que antes fueron elegidos en aquellas explotaciones cooperadoras de la Diputación acogidas al "Programa de Mejora Ovina". "En raza somos una referencia no solo en Teruel sino más bien asimismo en Aragón", ha señalado el vicepresidente Izquierdo.

A esta unidad se aúna el centro de optimización de corderas, para reposición o venta a ganaderos, tal como las que proceden de explotaciones de ganaderos ayudantes acogidos al "Programa de Mejora Ovina" que lo deseen, con el fin de que estos animales logren repartirse lo mucho más homogéneos viable, por medio de las Subastas de ganado que se festejan en varias Ferias Agropecuarias de la provincia de Teruel, o a través de venta directa desde exactamente el mismo Centro de recría a ganaderos de la provincia que las pidan. Las corderas siempre y en todo momento son propiedad de los ganaderos y son ellos los que las subastan con el acompañamiento de los Libros Genealógicos.

El programa de optimización de ovino que se efectúa desde El Chantre se completa con un centro de inseminación artificial, puesto en marcha en 2006, con el que se consiguen dosis seminales para las reproductoras del Núcleo de Selección de la Masía El Chantre y, más que nada, para la difusión de la optimización en las ganaderías gestionadas por las Entidades Gestoras de los Libros Genealógicos de las etnias Rasa Aragonesa, Ojinegra de Teruel y Cartera.

En el año 2021, se atendieron 17 peticiones de dosis seminales que proceden de moruecos de las etnias Rasa Aragonesa y Ojinegra de Teruel, elaborándose un total de 1326 dosis seminales.

Alberto Izquierdo ha llamado la atención sobre el retroceso que vive el campo ovino, por el hecho de que más allá de que probablemente halla un número afín de cabezas de ganado, hoy en día hay menos pequeños ganaderos y por consiguiente menos familias en el territorio que vivan de esto.

"Eso es malo para el ámbito, si bien en los números en general que ven desde Madrid los consejeros y directivos en general la cabaña sea exactamente la misma" por el hecho de que se está haciendo más débil la agricultura familiar y en el ovino no hay relevo: "Esto pasa por el hecho de que la política PAC es un fallo en sí, toda ella. Beneficia a los enormes productores, macroexplotaciones y enormes fincas y daña a la agricultura familiar de Teruel".

Más información

Un rebaño de quinientos de ovejas y centros de inseminación y recría para respaldar al ovino de Teruel

Noticias de hoy más vistas