• lunes 03 de octubre del 2022
728 x 90

Montanuy (Huesca) pone en marcha un banco de semillas para proteger la herencia de sus cultivos habituales

img

MONTANUY (HUESCA), 22 Ago.

Montanuy creó su banco de semillas para proteger la herencia de sus cultivos autóctonos. Las primeras hablas informativas pusieron en marcha este emprendimiento vanguardista en Ribagorza, que viene dentro en la red aragonesa, que coopera con el Banco de Germoplasma Hortícola del Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria (BGHZ-CITA).

Esta idea municipal ha nacido para producir una red social de trabajo vecinal que recopile las variedades habituales de la horticultura del Pirineo, alentar su conservación y su expansión entre los productores locales.

La primera etapa ha consistido en la difusión de la idea a través de asambleas informativas en los diferentes núcleos que conforman de Montanuy. Después, se ha dado una capacitación para argumentar de qué manera adecentar y agarrar las semillas.

Hasta el instante, el emprendimiento tiene 15 guardianes y se han recogido 20 especies distintas, conforme han correcto desde el Ayuntamiento de Montanuy.

Se prevé la creación de un conjunto motor que afianzará los mecanismos de captación de semillas con la figura de los guardianes y su reparto, a fin de que sean reproducidas por voluntarios o multiplicadores. En esta labor se integrará al Colegio de Educación Infantil y Primaria de Montanuy desde el próximo curso lectivo, recibiendo el alumnado talleres concretos para colaborar en este desarrollo.

Este emprendimiento ha surgido del interés que despertaron unas jornadas de sensibilización medioambiental llevadas a cabo en 2021, donde los pobladores de Montanuy manifestaron su interés de encender la restauración de cultivos habituales. La Diputación Provincial de Huesca (DPH) ha apoyado a nivel económico esta incitativa.

No se recopilarán únicamente las propias semillas, sino de manera paralela se va a abordar una tarea profunda de documentación de la experiencia habitual de sus usos y especificaciones a través de fichas compendiadas en un testimonio apreciado para las futuras generaciones.

Otro atractivo de este programa es fomentar una producción y consumo causantes y puesto en compromiso con la sostenibilidad. Las especies autóctonas se han amoldado genéticamente a las particulares condiciones climáticas y del lote de la región y se resguardan de manera eficaz de las potenciales plagas, reduciendo la utilización de artículos químicos para su protección.

La tercera rama del banco de Semillas de Montanuy marca como propósito la consolidación los productores hortícolas locales y el autoabastecimiento de calidad y saludable.

Más información

Montanuy (Huesca) pone en marcha un banco de semillas para proteger la herencia de sus cultivos habituales