Crónica Aragón.

Crónica Aragón.

Los municipios de Zaragoza logran un crecimiento económico y disminuyen la desigualdad, según Ebrópolis

Los municipios de Zaragoza logran un crecimiento económico y disminuyen la desigualdad, según Ebrópolis

ZARAGOZA, 2 Dic.

Los municipios zaragozanos están experimentando mejoras en su nivel de renta y una reducción en la brecha de desigualdad, según el último informe de "Indicadores estratégicos de la provincia de Zaragoza" realizado por Ebrópolis en colaboración con la Diputación Provincial de Zaragoza.

El informe ofrece un panorama general de la Comarca Central, las cabeceras comarcales de la provincia y los municipios cercanos a Zaragoza.

En términos socioeconómicos, se analiza la renta media neta por persona, así como la afiliación general a la Seguridad Social por sectores de actividad. Se ha observado una mejora gradual en el nivel de renta de los municipios, siendo Mozota, con 18.233 euros, y Jaulín, con 15.934 euros, los que presentan los valores más altos.

Además, se ha producido una ligera reducción en la desigualdad en la provincia desde 2015. En cuanto a las afiliaciones a la Seguridad Social, se ha constatado una heterogeneidad característica de los municipios de la provincia. En 2022, se ha confirmado la recuperación de las afiliaciones después de la pandemia del covid-19, que tuvo un impacto negativo en el número de afiliaciones, con la excepción de los municipios de Daroca, Illueca y Quinto, principalmente debido a una disminución de la actividad.

En términos demográficos, se ha observado que los municipios más pequeños de la provincia continúan perdiendo población, al igual que algunas cabeceras comarcales como Illueca (-16,7%), Daroca (-16%), Quinto (-9,2%) y Belchite (-6,7%), lo que afecta a su capacidad para promover el desarrollo en su entorno.

Este fenómeno, sin embargo, no se aplica a las localidades de la Comarca Central debido a la influencia de la ciudad de Zaragoza. De hecho, desde el año 2000, Cuarte ha experimentado un crecimiento de 12.322 habitantes, Utebo de 8.162 y María de Huerva de 5.047 habitantes.

La población extranjera es la principal responsable del crecimiento demográfico en las cabeceras comarcales donde predomina el sector agrícola. Ricla sigue experimentando un incremento en la proporción de personas extranjeras, que ahora representan el 40,5% de su población, seguida por Alfamén y Longares, con un 32,1% y un 31,9%, respectivamente.

En general, en los municipios estudiados, la edad media de la población, así como los indicadores de envejecimiento y sobreenvejecimiento, continúan aumentando. La Comarca Central, una vez más, muestra indicadores más favorables en su estructura sociodemográfica en comparación con el resto de la provincia y de Aragón, con una población menos envejecida y dependiente.

En cuanto a la vertebración territorial, el informe también tiene en cuenta el Índice Sintético de Desarrollo Territorial (ISDT), que muestra valores positivos tanto para Zaragoza como para la mayoría de las cabeceras comarcales. Sin embargo, persisten importantes diferencias con otros municipios más pequeños en cuanto al acceso de los habitantes a servicios y equipamientos esenciales, así como a la conectividad digital.