Crónica Aragón.

Crónica Aragón.

La UME despliega efectivos y recursos en Novillas para frenar crecida del Ebro.

La UME despliega efectivos y recursos en Novillas para frenar crecida del Ebro.

En Zaragoza, el pasado 29 de febrero, la Unidad Militar de Emergencia (UME) desplegó 66 militares y 33 medios para hacer frente a la crecida del río Ebro en Novillas, provincia de Zaragoza.

El delegado del Gobierno de España en Aragón, Fernando Beltrán, informó a los medios desde el puesto de mando en Luceni.

Beltrán destacó que la Guardia Civil y la UME estaban trabajando desde temprano, después de que el 112 declarara nivel 2 de emergencia y solicitara la activación de la UME.

La rápida respuesta permitió que la UME se desplegara en poco tiempo para controlar la crecida del Ebro en Novillas.

Los trabajos de la UME comenzaron a las 5 de la mañana para asegurar la accesibilidad de caminos y carreteras ante la creciente del río.

También se vigilaron de cerca las instalaciones ganaderas, agrícolas y propiedades cercanas al río para prevenir posibles afectaciones.

Aunque se espera que la crecida se mantenga dentro de lo ordinario, se decretó el nivel de emergencia para estar preparados.

En Aragón, la crecida alcanzó los 2.000 metros cúbicos por segundo y se registraron más de 7 metros en las orillas del río.

Si la situación se agrava, la UME podrá desplegar más efectivos para atender la otra margen del río.

Hasta el momento, no se han reportado inundaciones en viviendas y el enfoque se ha centrado en tareas de achicamiento de agua.

En caso de ser necesario, la UME cuenta con la capacidad de traer recursos adicionales de Madrid para asistir en la emergencia.