• martes 29 de noviembre del 2022
728 x 90

La Escuela de Música de Andorra (Teruel) empieza el curso en su sede frecuente tras insonorizar 2 de sus salas

img

ANDORRA (TERUEL), 9 Oct.

La Escuela Municipal de Música de Andorra ha iniciado el nuevo curso en su sede frecuente, en la calle Agustina de Aragón, una vez que el año pasado se llevaran a cabo proyectos de insonorización de 2 de sus salas.

Finalizadas las proyectos de insonorización, los instructores de la escuela de música realizaron el traslado del material desde el edificio de la vieja sede comarcal, donde se dieron las clases el pasado curso, han correcto desde el Consistorio andorrano.

La directiva de la Escuela de Música Municipal, Ana Pallares, ha apuntado que son unos 180 estudiantes los que han iniciado las clases esta semana, aparte de todas y cada una esas personas que forman parte en las distintas agrupaciones musicales que hay en la ciudad, que entre todos suman cerca de las 300 personas.

Pallarés informó que son 12 los instructores encargados de conformar a las distintas personas, de variadas edades, que se inclinan por formarse en el planeta de la música.

Por otra sección, desde la dirección del centro han lamentado que tras la pandemia de la COVID-19, las matriculaciones han incrementado en las formaciones de instrumentos polifónicos y también individualistas, como son el piano, el teclado, los instrumentos de cuerda o de percusión; al tiempo que se ha achicado el número de apasionados por los instrumentos de viento.

En este centro se proponen clases de instrumentos de viento-metal, de percusión, de música y movimiento, piano y teclado, guitarra, bandurria, flauta travesera, música clásico, lenguaje musical, coro, técnica vocal y solfeo. Además, es en la escuela donde ensayan las agrupaciones musicales como son la Banda de música, la Agrupación Laudística o la Coral Luis Nozal.

La enorme novedad de este curso es que se dispone con 2 salas insonorizadas, la 4 y la 6. Pallarés ha apuntado que cualquier centro destinado a la enseñanza musical necesita de este género de salas apropiadamente insonorizadas.

Los trabajos completados en estas salas han supuesto una inversión de 113.135 euros, introduciendo el aislamiento acústico terminado de suelo, paredes y techo. Gracias a esta optimización se consiguió que no se genere en el ámbito interior de las casas o locales mucho más próximos escenarios sonoros, medidos en decibelios con ponderación A, superiores a 27 Db, y en la calle, escenarios sonoros superiores a 45 Db.

Más información

La Escuela de Música de Andorra (Teruel) empieza el curso en su sede frecuente tras insonorizar 2 de sus salas

Noticias de hoy más vistas