• sábado 4 de febrero del 2023
728 x 90

La DPZ otorga el XXXIII Premio de Arte 'Santa Isabel' a Federico Contín por su pintura '[email protected]'

img

ZARAGOZA, 7 Jul.

La Diputación de Zaragoza (DPZ) ha concedido el XXXIII Premio de Arte 'Santa Isabel' de Aragón Reina de Portugal al artista Federico Contín por su pintura '[email protected]', una reflexión sobre el enfrentamiento de hoy en Ucrania.

El accésit le fué concedido a Pablo Tello por su pintura 'Amarillo que te pillo'. Estos galardones están dotados con 9.000 y 5.000 euros, respectivamente. Sus producciones al lado de las otras 33 elegidas están expuestas al público, desde este miércoles y hasta el 28 de agosto, en el Palacio de Sástago.

La miembro del congreso de los diputados encargada de Cultura de la Diputación de Zaragoza, Ros Cihuelo, ha apuntado a lo largo del aviso de los triunfadores que con la celebración de este certamen la institución provincial apuesta por "impulsar, retener y dar a conocer" el talento "infinito" que hay en Aragón, con lo que "el jurado lo tiene todos los años mucho más bien difícil".

Cihuelo ha recordado que desde la DPZ en el ámbito de la civilización asimismo se está festejando otros certámenes como el XXII Premio de Poesía y Narrativa y el año pasado se comenzaron los premios de guion y de artes escénicas. Y este se ha realizado asimismo la primera edición del Premio de Cómic.

La miembro del congreso de los diputados ha señalado que la obra ganadora del año vigente, '[email protected]' transmite "la fuerza y la expresividad" del artista Federico Contín por "trasmitir el movimiento migratorio de hoy".

"Pablo Tello refleja como absolutamente nadie ese caos del arte callejero de la región", ha apostillado Cihuelo refiriéndose a la pintura 'Amarillo que te pillo'.

Federico Contín ha complacido a la DPZ la tarea que hace por arrimar el arte en sus facetas al planeta rural. Su obra tiene como personaje principal un niño refugiado, puesto que frecuentemente, como ocurre con la guerra de Ucrania, esta clase de enfrentamientos "al comienzo llenan todas y cada una de las portadas de los jornales pero poco, poco, se marchan olvidando" y, por este motivo, "el arte viene a ser la memoria de esos hechos", ha comentado.

El hecho de que este género de proyectos estén premiadas y se preserven en instituciones públicas "contribuye a que no nos olvidemos de lo que ocurre en Ucrania o en otros sitios de todo el mundo", ha considerado.

En su pintura, Federico Contín ha recurrido a la técnica del expresionismo y refleja la mirada de un niño refugiado por el enfrentamiento de Ucrania al que vio en el momento en que visitó el albergue de Zaragoza.

"Estaban todos y cada uno de los pequeños jugando y parecían contentos, salvo uno que se encontraba sentando viendo adelante y reflejaba la tristeza, el drama y todo el horror que había vivido para salir de su país", expresó.

"El cuadro charla por si acaso solo", aseguró el artista zaragocí al tiempo que ha añadido que espera que todo el planeta que vea su obra reflexione sobre lo que ocurre en el planeta.

Pablo Tello ha esgrimido que es "primordial" que las instituciones apuesten por la civilización. En su obra, el artista ha amado conjugar la fotografía, la pintura, la estatua, la tendencia y la escenografía, al puro estilo expresionista alemán.

"Es un reflejo de un caos ordenado", ha señalado Tello. La obra está interpretada por un choque de diferentes elementos relacionados con la vida diaria como animales o plantas, y si bien semeja una creación desorganizada está "muy medida" por la parte del artista.

En ella se plasma el sentido del humor y del amor, fundamento por el que Tello eligió como personaje principal el amarillo por el simbolismo que este color representa en el planeta del arte. En ella se tiene dentro el término del "cuadro en el cuadro" pero en un caso así en la fotografía digital.

Federico Contín nació en Zaragoza en 1979. Inició su trayectoria como pintor en 2001, tarea que compatibiliza con la de periodista cultural. En su trabajo artístico resalta la utilización matérico del color, en el que se mezclan el estilo figurativo y el expresionismo.

Durante su trayectoria como artista ha recibido múltiples premios y mientes de todo el mundo como la mención de Honor de la Asociación de Críticos de Arte de Italia o la Mención de Honor del Premio Santa Isabel de Portugal. Sus proyectos fueron expuestas en la mitad del planeta desde Nueva York hasta Buenos Aires pasando por Roma, Florencia o París, por ejemplo ciudades.

Por su parte, Pablo Tello nació en Zaragoza en 1976. Es licenciado en Bellas Artes por la Universidad de Salamanca con especialidad en pintura, diseño gráfico y fotografía.

Ha ejercido de enseñante en la Escuela de Diseño y Arquitectura de Interiores de Zaragoza y hoy en día es fotógrafo y videógrafo trabajo independiente. A lo largo de su trayectoria ha recibido en múltiples oportunidades el premio del Certamen de Arte Joven de Aragón y fué finalista en el premio de Pintura Joven de Ibercaja.

La exposición del Palacio de Sástago reúne las 35 proyectos escogidas de las 48 que se presentaron en esta edición. El visitante va a poder gozar de una mezcla de estilos y técnicas.

Entre las proyectos hay múltiples pinturas en distintas aguantes como el cuadro, el cartón o la madera. También hay videoproyecciones, estatuas, acuarelas y distintas instalaciones.

La exhibe artística va a estar abierta al público hasta finales de agosto, de martes a sábado, en horario de 11.00 a 14.00 horas y de 18.00 a 21.00 horas. Mientras que cada domingo y los festivos se va a poder conocer solo en horario matinal.

El Premio de Arte 'Santa Isabel' de Aragón Reina de Portugal es el máximo galardón que entrega esta institución provincial en el ámbito de la civilización. Este reconocimiento está dirigido a artistas aragoneses de cualquier especialidad y a lo largo de estas tres décadas fué consiguiendo prestigio y reconocimiento tanto en la red social aragonesa como fuera de ella.

El jurado del premio estuvo conformado por la directiva de la Escuela de Diseño de Aragón, María Luisa Pellegero; el instructor de Escultura de la Escuela de Arte de Zaragoza y artista plástico, Fernando García Grúas; la maestra del departamento de Historia del Arte de la Universidad de Zaragoza, Rebeca Carretero y por el coordinador de proyectos y difusión cultural de la DPZ, Ricardo Centellas.

En el fallo de este certamen, los integrantes del jurado han señalado sobre la pintura ganadora "la fuerza y la expresividad que manifiesta en la pintura el artista, siendo reflejo actualmente migratorio de hoy. Técnicamente resaltan sus texturas, la gestualidad y la selección cálida de colores".

Respecto a la obra de Pablo Tello han señalado que fué premiada "por el reflejo del casos y la crudeza de la región y el arte callejero, mediante la pluralidad de técnicas usadas, la multiplicidad de texturas y la reutilización de materiales".

Más información

La DPZ otorga el XXXIII Premio de Arte 'Santa Isabel' a Federico Contín por su pintura '[email protected]'