• viernes 3 de febrero del 2023
728 x 90

El desarrollo económico del último trimestre se ralentiza en Aragón, si bien optimización la media del año 2022, según el CESA

img

ZARAGOZA, 13 Ene.

El desarrollo económico del último trimestre se ha ralentizado en Aragón, si bien ha mejorado la media del año 2022, según se recopila en el Boletín trimestral de coyuntura elaborado por el Consejo Económico y Social de Aragón (CESA).

La alta inflación, la crisis energética y la guerra en Ucrania, tal como el endurecimiento de las condiciones monetarias fueron componentes de indecisión en 2022, que registró un
desarrollo medio hasta el último trimestre del 5,8%, según la media de las tasas de evolución interanual del primer, segundo y último trimestre de 2022.

Esta cifra piensa que Aragón se ha ubicado cinco décimas bajo la media de españa, del 6,3%. Las estimaciones del año fueron revisadas en alza para Aragón por el IAEST y para España por el INE, siendo mayores que las previsiones iniciales debido al buen accionar del mercado de trabajo y al respiro en los costes de la electricidad y carburantes.

En el último trimestre, la economía aragonesa creció el 4,1% en términos interanuales --el 4,4% en España--, con menor dinamismo que el segundo período de tres meses en prácticamente 4 puntos porcentuales.

En la evolución intertrimestral, se ha desacelerado hasta un 0,2%, --España 0,1%--, un punto porcentual bajo la tasa estimada en el período de tres meses previo.

Tanto la demanda externa, como la interna han contribuido en menor medida al desarrollo del PIB en Aragón en el último trimestre en comparación con exactamente el mismo de 2021. El consumo privado ha incrementado un 0,7% --el 1,3% en España--, prácticamente 2 puntos porcentuales menos que el
período de tres meses previo por el encarecimiento de la cesta de compra y las peores condiciones financieras.

El consumo público ha continuado su desaceleración, con un descenso del 2,6% --España -2%--, consecuencia de las menores demandas sanitarias.

La inversión en recursos de aparato se ha aumentado el 9,4%, siendo el ingrediente de la demanda interna con mayor vigor, sobre la estimación de españa --del 5,2%--, seguido de la inversión en construcción con el 6,4% --el 6,3 en España--.

En cuanto a la demanda externa de recursos y servicios, en el último trimestre con en comparación con mismo período de tres meses del año previo, han incrementado eln 19,4% --el 18,8% en España-- y las importaciones han descendido seis décimas, con menor desgaste que en el período de tres meses previo.

En exactamente el mismo período de tres meses, el comercio exterior de mercancías ha adelantado cerca del 25% en comparación al mismo periodo de tiempo del año previo, tanto en las importaciones, como en las exportaciones. En España las exportaciones tuvieron un registro afín (24,4%) pero las importaciones han alcanzado una mayor intensidad (38,1%).

En valor absoluto, la suma de los tres trimestres del año 2022 sobrepasa las cantidades del año 2021, tanto en las exportaciones, como en las importaciones de mercancías, con aumentos de cerca del 15% y 20%, respectivamente (24,7% y 39,8% en España).

Desde la óptica de la oferta, el Valor Añadido Bruto (VAB) del último trimestre de todos y cada uno de los ámbitos económicos han aminorado su ritmo de desarrollo interanual en comparación con el estimado para el segundo período de tres meses, salvo el campo agrario que mantuvo su retroceso.

La industria manufacturera fué el ámbito con mayor dinamismo --seguido del campo servicios y la construcción--, con una tasa interanual del 5,4%; creció prácticamente la mitad que la cifra del período de tres meses previo, pero superó en mucho más de 2 puntos porcentuales la media de españa (2,9%).

El campo servicios ha anotado una ganancia del 4,5% (España 5,0%), prácticamente 4 puntos porcentuales menos que en el período de tres meses previo. Dentro de servicios, la rama de mayor --que une comercio, transporte y hostelería-- ha frenado su pujanza con un aumento del
diez,9% (España 13,3%), al tiempo que los servicios de la Administración Pública han seguido con su descenso del 2,7% (España 2,1%).

El ámbito de la construcción, con un avance del 3,1%, fué el campo que menos ha moderado su desarrollo, pero mantuvo la diferencia con el vigor de la media nacional --del 5,6%--. El
campo agrario ha perdido cerca del 4%, de forma muy afín al período de tres meses previo, con mayor desgaste que en España (-3,0%).

En la EPA del último trimestre de 2022, se ha recogido un repunte de la población desempleada en Aragón, el 2,6% mucho más en términos interanuales, con una inclinación a la baja en el añadido nacional (-12,8%). Esto supone un incremento de 1.500 personas en la población parada aragonesa, al tiempo que la población ocupada se ha achicado el 0,9% --al tiempo que creció el 2,6% en España-- con relación al último trimestre de 2021.

En Aragón se han contabilizado 584.000 personas usadas,
5.cien menos que el año previo. Por otra sección, la población inactiva se ha alto hasta las 453.200 personas y la población activa ha caído hasta los 642.300 efectivos, con una variación con en comparación con mismo intérvalo de tiempo de 2021 de 3.200 y -3.600 personas, respectivamente.

Por ámbitos de actividad, el empleo únicamente subió en servicios, al tiempo que ha descendido la temporalidad de manera destacable con en comparación con último trimestre de 2021, pasando del 25,2% al 19,1%. El descenso fué más importante entre las mujeres (-8,2 puntos porcentuales) que en los hombres (-4,0 puntos porcentuales).

También se ha aminorado el paro de extendida duración en 3.900 personas (-16,4%), representando el 34,1% del total de la población parada aragonesa. A escala nacional la inclinación fué afín, con una caída del 23,3%.

Por otra sección, la cifra de trabajadores metidos en expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) ha continuado su accionar a la baja, pasando de 1.538 personas y 493 compañías en el último mes del año de 2021, a 489 personas y 91 compañías en exactamente el mismo mes de 2022.

Asimismo, la gente competidores en huelgas (-28,7%) y las jornadas no trabajadas (-41,4%), entre enero y septiembre de
2022 han descendido con relación al año antecedente.

Más información

El desarrollo económico del último trimestre se ralentiza en Aragón, si bien optimización la media del año 2022, según el CESA