• lunes 03 de octubre del 2022
728 x 90

El Ayuntamiento de Zaragoza inicia una línea de ayudas para innovación comercial por un valor de 1,6 millones de euros

img

ZARAGOZA, 25 Jul.

El Área de Economía, Innovación y Empleo del Ayuntamiento de Zaragoza ha publicado la cuarta convocatoria de ayudas a la innovación comercial con un presupuesto de 1,6 millones de euros, ligadas al Plan Local de Comercio y Hostelería.

La idea tiene la meta de actualizar 2 de las ubicaciones comerciales de la región: el casco histórico y la calle Exquisiteces. Está apuntada a desarrollar proyectos de innovación en el campo comercial, restauración y hostelería para los negocios de Zaragoza.

La consejera municipal de Economía, Innovación y Empleo, Carmen Herrarte, ha proclamado que "con esta inversión de 1,6 millones de euros mandamos un mensaje prominente y claro: nos tomamos muy seriamente el comercio local y nos encontramos capitalizando para revalorizar las ubicaciones comerciales".

Pueden utilizar las federaciones, asociaciones y fundaciones del campo comercial, restauración y hostelería, tal como las sociedades mercantiles. Cada solicitante va a poder enseñar un máximo de tres proyectos y van a deber ir acompañados de un colega tecnológico que garantice su viabilidad.

El período de petición es de diez días hábiles desde la día siguiente a la publicación de las bases en el Boletín Oficial de la Provincia de Zaragoza, sosprechada para el 27 de julio. Por tanto, se van a poder enseñar los proyectos desde el jueves 28 de julio hasta el diez de agosto, los dos incluidos.

Cada compañía elegida va a poder elegir a una subvención máxima del 80%, si bien como explicó el coordinador del Área, Javier Puy, "tienen la posibilidad de progresar la oferta hasta un 50 por ciento". Es decir, que la colaboración puede ser del 50 por ciento entre comercio y municipio. Puy ha recordado que "cuanto mayor sea el porcentaje de participación de las compañías mayor puntuación reciben".

La iniciativa se ha estructurado mediante siete desafíos: medición de la calidad del aire, sensorización acústica, seguridad en los paseos comerciales, arte híbrido en las calles, gymkana comercial, hiperrealidad y fidelización con el ambiente.

La línea de la medición de la calidad del aire implica 125.000 euros. La finalidad es dotar a los paseos comerciales de equipamiento y herramientas digitales con las que controlar y supervisar la calidad del aire de los locales. Se busca, así, conseguir unos estándares saludables para los clientes del servicio. Herrarte ha aclarado que "en todos y cada lugar se va a ver de manera gráfica exactamente en qué condiciones está de calidad del aire".

En la situacion de la medición acústica, se instalarán gadgets en el exterior de los locales comerciales para saber el nivel de polución acústica y si este superase el nivel de estruendos conveniente se van a poner en marcha proyectos de contingencia que reviertan la situación. Para ello se han guardado otros 125.000 euros.

El reto de la seguridad se enfoca en "sensorizar los paseos comerciales para advertir anomalías o ocasiones que logren ser peligrosas, y se activen señales", aseguró la consejera, agregando que "es una forma de remarcar de manera proactiva la seguridad de los paseos comerciales y por consiguiente hacerlos mucho más atractivos y mucho más paseables". Se ha pensado una subvención de 200.000 euros.

La gymkana, con 255.000 euros, piensa el avance de acciones gamificadas con el propósito de que, en expresiones de Herrarte, "sean anclas de visitas y mejoren la experiencia del ciudadano". Se trata de una herramienta que deje dinamizar el movimiento de los clientes en la localidad, y que produciría contenido nuevo cada mes en el transcurso de un año.

El quinto reto está que se dedica al arte híbrido en las calles, que quiere enriquecer el espacio urbano mezclando una experiencia cultural analógica con elementos digitales entretenidos. Serán exposiciones callejeras potenciadas por una interacción digital, con una dotación económica de 155.000 euros.

La apuesta por la instalación de pantallas de hiperrealidad "es la línea con mucho más dotación presupuestaria", ha matizado Herrarte, con una inversión de 630.000 euros. "Queremos ser vanguardistas en España con un display en la calle, en un recorrido comercial, con contenidos de hiperrealidad". El reto radica en detallar pantallas móviles inteligentes de enormes dimensiones que impacten al público y animen al consumo.

Por último, la idea recopila una iniciativa de sistema de fidelización, pertrechado con una página que deje dar valor a los individuos a través de sugerencias que produzcan una sensación de pertenencia, para la que se han designado 110.000 euros.

La consejera ha insistido en que "todos detectamos que nuestro comercio y hostelería local precisa acompañamiento y ciertas zonas comerciales están degradadas, y nosotros nos lo nos encontramos tomando seriamente".

Asimismo, Carmen Herrarte ha garantizado que "la iniciativa es pura innovación, por el hecho de que es lo que precisa la localidad para transformarse en un líder en materia comercial".

En base a los proyectos presentados se escogerá a uno por cada reto. Si tras tramitarlo sobrase dinero, se pedirá a los próximos en las listas que reformulen sus ideas a la cantidad libre.

Más información

El Ayuntamiento de Zaragoza inicia una línea de ayudas para innovación comercial por un valor de 1,6 millones de euros