• sábado 4 de febrero del 2023
728 x 90

Cáritas destina en Aragón 14,7 millones de euros en 2021 para atender a 20.481 personas

img

Con fundamento del Día de las Personas Sin Hogar, que se festeja este domingo, la entidad lanza la campaña 'Fuera de cobertura'

ZARAGOZA, 28 Oct.

Cáritas ha invertido en Aragón 14.745.413,34 euros en 2021 para atender a 20.481 personas perjudicadas por inconvenientes como la carencia de capital, el desempleo, la falta de vivienda o la salud psicológica. Del total, 11.039 personas recibieron acompañamiento por medio de los programas de acogida y asistencia, según se desprende de su memoria del año pasado.

La entidad ha subrayado, en una publicación oficial, la "apuesta caritativa" de una cantidad enorme de aragoneses en pos de la inclusión popular y la pelea contra la pobreza "como signo de amor por la gente" y eje transversal sobre el que se sosten el trabajo de esta organización.

La memoria comprueba el encontronazo social y económico de la crisis sanitaria en los hogares aragoneses en 2021 y el tarea de la entidad para acompañar a la gente mucho más atacables, "defendiendo y peleando por sus derechos y su dignidad".

Así, las líneas de trabajo con mayor importancia fueron la dignificación del ingreso al derecho a una cobertura de pretensiones básicas, prevención y acompañamiento a la soledad no deseada, acompañamiento a la gente en situación administrativa irregular o el acompañamiento prioritario a la verdad de bastante gente sin hogar o de personas que viven en infravivienda.

La entidad ha recalcado que la carencia de empleo es la primordial causa de exclusión popular "en una sociedad como la nuestra donde
la primordial fuente de capital de los hogares aragoneses son las rentas de trabajo".

Por eso, Cáritas apostó en los últimos años por buscar ocasiones a la gente con concretes de bien difícil empleabilidad, fomentando la economía popular y específicamente las compañías de inserción y centros destacables de empleo como elecciones empresariales que produzcan chances para la gente mucho más atacables.

En el último año Cáritas ha invertido en Aragón 14.745.413,34 euros en sus distintas elementos y proyectos, que suponen mucho más de 300.000 euros mucho más respecto al 2020.

La organización ha sostenido que este esencial esfuerzo fué viable merced al "espléndido acompañamiento de cientos de asociados, donantes y ayudantes privados", que al lado de las distintas Administraciones públicas hicieron viable que Cáritas esté al lado de la gente mucho más atacables.

La entidad ha precisado que la urgencia popular a lo largo de su segundo año ha demandado por un esfuerzo humano y económico en los programas de acogida y asistencia con un total de 3.255.442,57 euros y, por otro lado, llevó a remarcar las acciones preparadas, como las destinadas al empleo y economía popular que han supuesto una inversión de 4.042.183,73 euros, con la participación de 2.810 personas y la inserción laboral de 629.

En materia de cooperación en todo el mundo, la inversión fué de 648.725,45 euros, en distintas proyectos y asistencia humanitaria con destino a distintas países.

La actividad de Cáritas fué viable merced a 2.125 personas voluntarias y 279 trabajadores contratados.

Cáritas explicó que el informe FOESSA sobre el encontronazo de la pandemia en España, anunciado a inicios de años, expone el empeoramiento de la mayor parte de indicadores que miden la pobreza y la exclusión y las Cáritas aragonesas han constatado que la pandemia vino a agudizar las condiciones de vida de la gente que previamente están en situación de pobreza.

Las realidades en este contexto están desplazando a la gente mucho más atacables en el ingreso a una casa digna, la contrariedad de ingreso a herramientas digitales, "que piensa una genuina traba en su ingreso a posibilidades básicas", el empeoramietno de determinas ocasiones, de manera especial de la gente en situación administrativa irregular, o el ingreso a un empleo digno, "en el contexto de un mercado de trabajo que no es con la capacidad de garantizar la ocupación y el trabajo aceptable a un enorme porcentaje de población".

Cáritas ha solicitado políticas sociales integrales, "que pongan en el centro a la gente y sus derechos" y sean capaces de ofrecer contestación "a una creciente inestabilidad global".

La entidad se ha referido asimismo a las consecuencias de la crisis derivada de la guerra de Ucrania y el encarecimiento de los costos de vida "que están incrementando nuevamente poderosamente los escenarios de precariedad de las familias".

Según ha apuntado, el apunte de inflación del mes de septiembre de 2022 "es de nuevo un jarro de agua fría para las previsiones económicas y sociales de España y de Aragón" y para la gente y familias mucho más atacables "por el momento no se habla solo de un contratiempo, sino más bien de una situación de desborde que necesita de una contestación valeroso a la altura de las pretensiones sociales".

Como ejemplo, ha expuesto que para una familia de 2 mayores y 2 hijos que estén entrando 800 euros por mes, una subida general del IPC del 9%, piensa 72 euros mucho más de gasto por mes para esta familia, lo que significa agudizar los inconvenientes para contemplar los costos fundamentales de alquiler, de pago de electricidad, de gas y de nutrición. Se trata de una situación inasumible para bastantes hogares.

Cáritas ha solicitado de ahí que "que no se discrimine a la gente mucho más atacables en su derecho al ingreso a una casa correcta y digna". El año pasado, la entidad atendió en Aragón a 879 personas sin hogar en situación de calle mediante elementos propios para mitigar las graves secuelas de la puerta de inseguridad en sus derechos a una casa digna y correcta.

Además, esta organización transporta tiempo haciendo un trabajo a fin de que no se discrimine a la gente mucho más atacables en su derecho a tener una casa digna.

Con fundamento del Día de las Personas Sin Hogar, que se festejará este domingo, 30 de octubre, Cáritas ha publicado la campaña 'Fuera de cobertura', para alertar de la carencia de ingreso a derechos, y especialmente, la desprotección popular que padecen estas personas.

"Nuestro empeño, es realizar aparente la verdad de puerta de inseguridad extrema que viven la gente que van quedando ajeno de las relaciones sociales, del espacio público normalizado, del ingreso a su derecho de vivienda, empleo y protección popular", ha esgrimido la organización.

A su comprender, no hay una apuesta "definitiva" por la parte de la sociedad y de las políticas públicas para cambiar la puerta de inseguridad y la exclusión, y ha apelado a proseguir haciendo un trabajo "desde la promesa y la convicción" a fin de que todas y cada una la gente logren entrar a sus derechos y sean dentro en la vida popular y social.

En este sentido, el presidente de Cáritas Aragón, Pedro A. Melero, ha invitado a la solidaridad y a la generosidad y a convertirlas en movimientos específicos, en vida para otros, en un deber con la gente mucho más débiles y atacables, la justicia y los derechos humano, tal como en el precaución de la vivienda común.

Más información

Cáritas destina en Aragón 14,7 millones de euros en 2021 para atender a 20.481 personas